La pimienta de Sichuan tiene leves reminicencias a limón, pero es picante y por ello pertenece a la familia de las pimientas más fuertes. La mayoría de las recetas proponen un breve tostado y luego una molienda fina antes de agregarla a la comida. Generalmente se agrega al final de la preparación. Se puede utilizar en  platos de pescado, pato y pollo.

Productos relacionados