Panko: qué es, usos, receta casera y dónde comprarlo

pan panko

Seguramente muchos de vosotros lo habéis utilizado durante la elaboración de una de vuestras recetas, o simplemente ha sido uno de los ingredientes estrella en alguno de los platos que has disfrutado algún día en ese restaurante oriental que tanto te gusta. Sea de una manera u otra, el pan rallado japonés o Panko es uno de los ingredientes más utilizados en la cocina asiática para la preparación de recetas tan reconocidas como por ejemplo una tempura de gambas. 

banner tienda en post

¿Qué es el panko?

Su nombre lo deja claro. Porque Panko significa miga de pan y eso es precisamente lo que es, migas de pan secas que se transforman en copos o escamas secas y que sirven a modo de substitutivo del pan rallado occidental en la cocina oriental, es el pan rallado japonés. Un pan rallado que se utiliza indistintamente tanto para gratinar, como empanar o espolvorear con el fin de lograr un resultado crujiente y ligero. En Oriental Market podrás encontrar Panko en formato de 1kg. Un ingrediente esencial que se compone de harina de trigo, levadura y sal.

Lo que tiene de especial el panko es que es mucho más ligero que nuestro pan rallado, ya que se utiliza pan blanco muy blando para hacerlo, no el pan que utilizamos nosotros.

A primera vista el panko es mucho más desmenuzable que nuestro pan rallado y es muy blanco y se utiliza para todos los platos fritos en Japón, dándoles una textura y un sabor muy especiales; si lo coges en la mano te darás cuenta de que la consistencia es similar a la de los copos de desayuno triturados y esto da a los platos fritos al estilo japonés su característico dorado y crujiente.

  Enoki: qué son, cómo se usan y beneficios para la salud

Comprar panko online o en tiendas

Puedes comprar panko en algunas de nuestras tiendas en Barcelona y Madrid o en nuestra tienda online.

© Diseño web imacreste

¿Cómo se usa en la cocina el panko?

El pan rallado japonés se utiliza en recetas de pescado, marisco, carne y verdura, proporcionando un efecto crunch nada pesado. Fácil de utilizar, el panko es un ingrediente ideal para empanar las recetas otorgando una textura y sabor diferente a tus platos.

Un crujiente que se debe a que el panko no se fríe como ocurre con el clásico pan rallado, sino que se “hincha” e incorpora aire, lo que escurre la grasa de la fritura y evita que las verduras, la carne y el pescado se empapen de aceite.

Esto significa que las verduras, la carne y el pescado no se impregnan de aceite. Por otro lado, como este pan rallado en particular viene en forma de copos más bien grandes y no de polvo fino, se adhiere más firmemente a los alimentos y así el sabor también gana: pruebe a freír gambas o chuletas de cerdo (tonkatsu) en panko, como hacen los japoneses, y no volverás a hacerlo de otra manera.

Receta de pan panko casero

El Panko es el estilo japonés de pan rallado, es más ligero, más crujiente y más grande que el pan rallado europeo. Debido a la textura más gruesa del pan rallado Panko, cuando se utiliza para empanar crea una corteza deliciosamente crujiente que absorbe menos aceite. Además, cuando se utiliza como relleno, hace que los alimentos sean mucho más ligeros y crujientes sin que se “apelmacen” como el pan rallado ordinario. Puedes utilizar el pan rallado Panko prácticamente siempre que una receta pida pan rallado y te sorprenderá la diferencia que supone. La razón de todo esto radica en la forma en que se produce. En primer lugar, el pan se cuece en un horno especial, que utiliza corriente eléctrica en lugar de calor, y el resultado es una hogaza suave y aireada, sin corteza. A continuación, el pan se seca de forma natural durante 18 horas, tras lo cual se muele de forma gruesa y, por último, se tuesta ligeramente. Aunque sería difícil recrear este proceso exacto en casa, el pan rallado Panko puede hacerse fácilmente utilizando un procedimiento ligeramente diferente.

  ¿Qué son los wagashi? Origen, historia y cómo servirlos

Ingredientes:

  • Una barra de pan del día anterior

Pasos a seguir

  1. Empieza con una barra de pan blanco del día anterior. El pan debe estar seco.
  2. Retira la corteza.
  3. Deja secar durante día una vez eliminada la corteza
  4. Tritura el pan con el robot de cocina, batidora/licuadora (minipimer de mano)
  5. Extiéndelo en la bandeja de hornear y hornear en un horno precalentado a 150 °C durante 5-8 minutos hasta que esté seco sin tostar, asegúrate de que no se dore.
  6. Retira del horno y dejar que el pan rallado se enfríe completamente.
  7. Ponlo en un recipiente hermético o en un tarro de cristal. Guárdalo en un lugar fresco durante un par de semanas o en el congelador durante un par de meses.

El resultado será increíble y no volverás a comprar Panko.

Preparación

Tiempo de preparación: 18h 15 min.
Tiempo de cocción: 5 min.
Tiempo total: 18h 20 min.

Información nutricional de 100 gramos de panko

Calorías395
Grasas totales5 g
Ácidos grasos saturados1,2 g
Colesterol0 mg
Sodio732 mg
Potasio196 mg
Hidratos de carbono72 mg
Fibra alimentaria4,5 g
Azúcares6 g
Proteinas13 g
Vitamina C0 mg
Hierro4,8 mg
Vitamina B60,1 mg
Magnesio43 mg
Calcio183 mg
Vitamina D0 IU
Vitamina B120,4 µg